Enter your keyword

Responsive Advertisement

Salvia

¿Qué es la salvia?

La salvia Salvia officinalis, pertenece a la gran familia de las labiadas. Forma matas leñosas, densas, de hasta medio metro de alto, con las hojas oblongo lanceoladas, de tono grisáceo, sedosas al tacto, y flores azuladas, reunidas en inflorescencias largas y espigadas, distribuidas por pisos o verticilos. Emana una fragancia intensa con sólo tocarla, lo que explica que sea tan valorada en jardinería, cosmética e infusiones.


Se conocen unas 500 especies distintas de salvias en todo el mundo, muchas de las cuales se encuentran en ambientes tropicales o subtropicales, como es el caso de la chía Salvia hispanica y de la salvia escarlata Salvia coccinea. En Europa contamos con una docena de especies diferentes. La más conocida es sin duda la salvia que ahora nos ocupa, la salvia medicinal Salvia officinalis, de la que se distinguen diversas subespecies. Se distribuye de forma natural por la cuenca mediterránea, por la mitad este de la península Ibérica y la costa de la Provenza, más el norte de Marruecos, en su subespecie lavandulifolia, y por los Balcanes, sur de Italia, Grecia y costa turca en su subespecie officinalis. En jardinería se emplean diversas variedades dentro de esta segunda subespecie.


Origen e historia de la salvia

El nombre de salvia procede del término latino salus o salve, por salud o por salvar, lo que en cualquier caso alude a su capacidad curativa y reparadora. Era bien conocida en el antiguo Egipto como potenciadora de la fertilidad. En la antigua Grecia, en tiempos del médico Dioscórides, las infusiones de salvia se utilizaban para detener hemorragias severas, cicatrizar heridas, para provocar la orina, y también para estimular la menstruación.


Beneficios y propiedades de la salvia

  • La infusión de salvia trata diferentes problemas digestivos como son diarrea, hinchazón y ardor de estómago.
  • Se ha comprobado que actúa contra la mucositis oral, una complicación que no facilita la lucha contra el cáncer. Y es que en la boca se forman heridas bastante dolorosas y esta infusión viene muy bien para aliviar y reducir su grado de incidencia.
  • Alivia los cólicos propios de la menstruación y reduce los sudores y sofocos que proceden de la menopausia.
  • Es utilizada para frenar los síntomas de los resfriados fuertes como la tos y la garganta inflamada.
  • Trata diferentes episodios dificultosos de nuestra vida como el insomnio, la pérdida de memoria y la depresión.
  • Un consumo regular de infusión de salvia contribuye a reducir el colesterol malo y regular el nivel total de colesterol.
  • Fortalece los huesos y el sistema inmunológico.
  • Tras un uso tópico regular resulta efectivo para tratar problemas de la piel como acné, psoriasis y eccemas.
  • Sus efectos antioxidantes se deshacen de los radicales libres presentes en el organismo, así como de otras sustancias tóxicas presentes en los pesticidas o el humo. • Esta capacidad no solo previene el envejecimiento sino que contribuye a reducir el riesgo de padecer enfermedades cardíacas y cáncer.
  • Actúa sobre el funcionamiento cerebral al mejorar el estado de concentración y la memoria, y eliminando cualquier desorden cognoscitivo que aparezca (demencia o Alzheimer).
  • Se ha comprobado que cuenta con sustancias parecidas a los medicamentos diseñados para controlar la diabetes. Esto significa que la infusión de salvia puede regular la liberación de glucosa almacenada en el hígado, evitando los desequilibrios de azúcar en la sangre.
  • Esta planta tiene propiedades expectorantes que actúan como un limpiador efectivo en resfriados o catarros que aún no han germinado. La infusión o té de salvia te ayudará a limpiar tu organismo en tan solo 7 días al hacer brotar del cuerpo la mucosidad.
  • La salvia, ya sea tomada en infusión o inhalada, es una buena opción para aliviar los síntomas propios de congestiones y resfriados. Incluso en los casos de rinitis, bronquitis y similar, la salvia con suero fisiológico en formato inhalador o vaporizador puede ser un gran aliado.
  • La salvia, además, frena los problemas relacionados con el ciclo menstrual, ya sea con la irregularidad, la amenorrea, los cólicos menstruales y la menstruación escasa. Del mismo modo, acaba con las alteraciones propias de la menopausia como son la sudoración excesiva y los sofocos que experimentan muchas mujeres durante este proceso.
  • También es antiinflamatoria, siendo beneficiosa para la fiel, la garganta y la mucosa bucal. Además, sus efectos contribuyen a paliar ciertos trastornos de la digestión, reduciendo la hinchazón del estómago y combatiendo la dispepsia y acidez estomacal.
  • Dentro de su composición existen sustancias polifenólicas, presentes en algunas plantas y alimentos, que destacan por su efecto antioxidante que impide la oxidación de los tejidos, contribuyendo con la salud cutánea, la cicatrización y la salud del cerebro.
  • Varios estudios han demostrado que también ofrece una acción relajante y ansiolítica que ayuda a combatir la tensión nerviosa y la ansiedad, favoreciendo la relajación muscular.

Presente en:


No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Teteritas

Todos los derechos reservados. Con tecnología de Blogger.